Inicio Crítica literaria Renacimiento y barroco La novela Los soportes de la ficción y la interactividad lectora: El Quijote y la novela ante el mundo digital
Los soportes de la ficción y la interactividad lectora: El Quijote y la novela ante el mundo digital PDF Imprimir E-mail
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
Literatura - La novela

Publicado por Álvaro Llosa Sanz en Espéculo nº 41

Si bien el Quijote es un libro de libros, lo es también de las múltiples ficciones, que parecen insertadas en él a través de diversas narraciones cuyo soporte y canales varía, desde lo manuscrito a la memoria, desde la pura oralidad hasta lo meramente impreso, atravesando toda una gama de diferentes grados por lo audiovisual y dramático. Con ello, la idea de libro se disuelve o confunde a favor de la de ficción: relatos orales, escritos, actuaciones teatrales y representaciones escenográficas conforman dichas ficciones, cuyos soportes son desde el manuscrito hallado, la historia narrada en voz alta, el retablo de títeres, el paisaje público de la fiesta barroca, o la misma memoria tanto individual como colectiva. Por otro lado, el Quijote de 1615 ahonda en la idea del lector activo, que se permite conversar e interactuar con el personaje protagonista, formando parte del relato mismo, como se ve claramente en la actividad de Sansón Carrasco y en la de los duques. Incluso Cervantes interactúa con su novela al descubrir el Quijote de Avellaneda, y cambia por ello el curso de las aventuras. Así, ambos aspectos -diversos soportes y canales e interacción- nos permiten evaluar, bajo el auspicio amplio del concepto de performance, algunos rasgos de la novela ante el mundo digital, ya que el inminente cambio en el soporte, que tiende a su expresión digital multimedia, y la posibilidad de interacción con el propio texto y su posterior desarrollo para el (escri)lector, son dos elementos clave en la nueva ficción digital, inmersa en la crisis sobre la transmisión de la cultura y sus canales. Quizás una precisa reflexión sobre estos aspectos nos permita comprobar que el mundo del Quijote no está tan lejos de un mundo nuevo para los nuevos lectores digitales, y sirve aun de ejemplar novela para construir la ficción y la crítica de la ficción futura.

Acceder al artículo